Archivos de la categoría ‘Comunicacion’

El origen del cómic. The Yellow Kid (via revista El Arca)

febrero 15, 2014

El 15 de febrero de 1898 el crucero americano Maine explotaba en el puerto de La Habana…

Judith Klein / Periodista*

“A fines del siglo diecinueve aparece el dibujo de un raro personaje llamado The Yellow Kid (El chico amarillo), que además de promover una dura competencia entre dos grandes diarios norteamericanos, originó un nuevo estilo comunicacional: la prensa amarilla.

YellowkidUn chico de dientes desaliñados, una tonta sonrisa, ojos de rasgos asiáticos, vistiendo una camisa de dormir amarilla y que vivía en un callejón, es considerado el origen del cómic contemporáneo. Pero su efectiva proyección la tuvo a partir de 1898, en el Morning Journal, cuyo dueño era William Randolph Hearst**: desde ese espacio sensacionalista, el inocente personaje daría lugar al concepto prensa amarilla. Un estilo periodístico con un modelo gráfico de gran impacto visual, donde se manipulaba verdad y mentira y se apelaba al chantaje emocional para predominar en la llamada opinión pública.

Piénsese que la guerra de los Estados Unidos por el dominio de Cuba (1899) fue bautizada “La guerra de Hearst”, un conflicto planeado y estimulado, según se murmuraba, desde una Redacción. En la ilustración central de esta nota, The Yellow Kid lleva en su camisón una inscripción en lenguaje marginal, donde explica su inocencia sobre el episodio que dio lugar a esa guerra: la voladura del crucero Maine en el puerto de La Habana, principal justificación de Washington para desalojar militarmente al colonialismo español de la isla caribeña. Un cómic que ha dejado su marca en la historia de América latina. …

** El film The citizen Kane (1941), escrito, producido y protagonizado por el estadounidense Orson Welles, es considerado una de las obras maestras de la historia del cine y está basado en la vida del magnate de la prensa William Randolph Hearst (1863-1951).

Leído en: *Revista El Arca Digital

Estereotipos: los jóvenes en los medios de comunicación

noviembre 17, 2013

“…hay tres clases de estereotipos de jóvenes para los medios de comunicación:

Estereotipos3el bello y exitoso que rendirá en el mercado de consumo,
el que no sabe qué quiere y vive a la deriva, y
el violento y potencial delicuente que es una constante amenaza…”

Lanzan un programa educativo para valorar a los adolescentes como sujetos transformadores

“Un programa nacional de formación contínua convocará desde febrero de 2014 a 230.000 docentes de 17.000 escuelas de todo el país para ayudarlos a valorar a los jóvenes como sujetos transformadores de la historia y productores de conocimiento, lejos de la estigmatización que hace de ellos el discurso de los medios dominantes.

 Verónica Piovani, directora del Instituto Nacional de Formación Docente de la cartera educativa, dijo a Télam que “en contra del racismo y la criminalización de los sectores pobres que reproducen los medios de comunicación cuando hablan de los jóvenes, pensamos en la formación contínua de los docentes como una clave para el cambio y la escuela es el ámbito apropiado para que esa transformación ocurra”.

 Durante el Encuentro Juventud, Educación y Medios que se realizó esta semana en la ex Esma, Piovani explicó que “hay tres clases de estereotipos de jóvenes para los medios de comunicación: el bello y exitoso que rendirá en el mercado de consumo, el que no sabe qué quiere y vive a la deriva, y el violento y potencial delicuente que es una constante amenaza”. 

 Ahora bien, “sabemos que esas concepciones estigmatizantes de los medios hacia la juventud permean también el sentido común de los docentes, por eso el objetivo es que los maestros no solo tengan una mirada crítica de los discursos de los medios sino que puedan interpelarse a sí mismos, poner el cuerpo y transformar sus propias prácticas”, señaló.

 Con la formación contínua que se iniciará en febrero, “la escuela ofrecerá a sus docentes -por primera vez en una propuesta situada en la misma escuela- la posibilidad de construir un espacio donde los jóvenes sean reconocidos por sus docentes como sujetos de su historia y productores de conocimiento”.

 En ese sentido, Piovani enfatizó que “para legitimar el derecho a la educación, hay que garantizarlo con las condiciones necesarias”.

 Piovani consideró que en la actualidad, “la escuela no es la única que produce subjetividad, ya que el club, lo comunitario, lo barrial, el ámbito callejero, los espacios de la cultura e incluso el mercado mismo es productor de subjetividad”.

 “El mercado establece desigualdades y hasta `rankea` a los consumidores según los bienes a los que accede: celulares, zapatillas, entre otros artículos de consumo”, aclaró la responsable de la formación docente a nivel nacional.

 En este sentido, la experta destacó que la escuela debería incluir todas esas experiencias vitales y culturales para que los alumnos sean mirados en la complejidad en que viven y se desarrollan.

 Carina Kaplan, directora del Programa de Investigación sobre “Transformaciones Sociales, Subjetividad, y Procesos Educativos” de la UBA, expuso los resultados de un estudio sobre los jóvenes y los medios: sobre las voces de unos y otros.
 “Históricamente los medios de comunicación y las sociedades han asociado a los jóvenes con la violencia delictual, es decir han sido considerados delincuentes en potencia”, explicó la experta.

 A partir de 2006, añadió Kaplan, la Ley de Educación –que estableció la obligatoriedad de la escuela secundaria- hizo que jóvenes que eran excluídos de la escuela hayan empezado a recuperar ese derecho pero esos actores que entran en la escuela también se encuentran con prácticas discriminatorias del propio sistema educativo.

 La imagen de los medios y también las imágenes que el propio sistema les devuelve a esos jóvenes fueron analizados desde tres supuestos acerca de la violencia, los jóvenes y la escuela.

 “En nuestra historia social emancipatoria han sido los jóvenes los que han pagado con sangre las luchas por valores y proclamas que hoy nos permiten conquistar derechos. La mirada social de los medios hegemónicos sobre ellos ha sido y es ambigua porque los ha presentado como la promesa del futuro y a la vez como una amenaza a esa tranquilidad social pretendida.

 Kaplan ejemplificó las distintas miradas de las protestas estudiantiles en declaraciones a los medios tanto del ministro de Educación, Alberto Sileoni, como del titular de la cartera en la Ciudad de Buenos Aires, Esteban Bullrich.

 En este sentido, sostuvo que si bien Sileoni dijo que más allá de algunas cuestiones que pueden observarse “las protestas son un triunfo de la democracia y una demostración de madurez política”, Bullrich decía no querer “piqueteros en las escuelas, quiero pintores, poetas”.

 En tanto, Gabriela Michetti sugería que “en vez de protestar, los estudiantes podían arreglar los establecimientos”.

 De esta manera, Kaplan consideró que “se empieza a configurar en los medios un ‘doxa judicializante’ porque todo acto de trasgresión de los jóvenes es visto como acto delicuencial, de ahí las políticas de tolerancia cero, que se anticipan ante cualquier hecho por considerarlo como gérmen de un delito a futuro”.

 La investigadora se refirió a la “doxa determinista, biologicista que también se refleja en los medios y que considera a los jóvenes delincuentes por esencia, por naturaleza”.

 El informe, que releva materiales periodísticos desde 2004, “ha difundido un polémico interrogatorio elaborado por el Ministerio de Seguridad porteño (CiudadBuenosAires) destinado a los alumnos para que asintieran o negaran si robaron o dañaron algún bien de la escuela o algún automóvil perteneciente a un docente, entre otros actos”.

 “Algunos medios refuerzan la idea de que la presencia policial lleva tranquilidad a las escuelas y han reivindicado las cámaras de seguridad, y se ha insinuado como metodología la revisación de mochilas a algunos alumnos”, advirtió Kaplan.”

Leído en: Agencia de Noticias Télam 16/11/2013

Antes: Estereotipos: diferencias entre ricos y pobres  Estereotipos: artistas  Estereotipos: Lo que los medios dicen de nosotros  

Sobre nuestra existencia en la Red

octubre 19, 2013

Lecturas…

“Mencioname que me gusta

Según Corina Verminetti, pareciera que sólo se trata de estar mencionado para sentir que existimos y asegura que, montada sobre las redes, la posmodernidad parece haberle dado la bienvenida al individualismo.

Por Corina Verminetti *

Megusta“Sostiene Freud que el inconsciente actúa como impulsor de nuestras motivaciones. Los deseos son quienes nos mueven a la acción y cada fantasía busca tapar un estado de insatisfacción con el objeto de rectificar una realidad. Actuamos por pulsión sexual o por los deseos de ser grandes.

La psicología no es mi campo disciplinar, sólo me atrevo a pensar el “ser grande” como deseo de ser reconocido, apreciado, incluido o recordado. Reflexionaba entonces si las redes sociales o aparecer en la web no estarían íntimamente ligados a ello.

Dice Zygmunt Bauman que “la atención humana es el objetivo principal en la competencia de los medios, y su bien más preciado; pero es también el recurso más escaso y, fundamentalmente, el menos prescindible”.

Competimos por captar la atención y generamos mensajes para que otros los descubran. Seleccionamos las mejores fotos, posteamos videos, sugerimos películas, analizamos noticias, divulgamos artículos, escribimos notas, copiamos frases, proponemos temas musicales, recomendamos libros… ¡Y no olvidemos nuestra “sección comentarios” en las publicaciones de los demás usuarios! Un “enter” y a esperar las respuestas para saber si agradaron o simplemente los vieron. Aun cuando nos oponemos con una crítica, quedamos a la espera de conocer qué piensan de lo que pensamos.

Pareciera que, por estos tiempos, sólo se trata de estar mencionado o gustar para sentir que existimos. Dar prueba todos los días de nuestra capacidad de instalar un debate, de mostrarnos interesantes y divertidos, y de ser lo más originales posibles para diferenciarnos de tantos otros que buscan lo mismo.

Nacemos con la idea de pertenencia y en busca de miradas que nos den entidad. ¿Qué es lo primero que observamos cuando abrimos Facebook? ¿Las notificaciones? ¿Y en Twitter? ¿Las menciones? Llevamos la cuenta de nuestros seguidores, sabemos si alguien nos eliminó, no olvidamos los RT, sonreímos si nos favean y nos gusta que les guste.

El “Sr. Redes” lo sabe, y creó para todos nosotros aplicaciones que nos permiten medir cuán influyentes somos o un algoritmo que indica quiénes nos aprecian más…

Nacemos con la idea de pertenencia, la misma que camina en una línea delgada: la que separa el amor propio del ego.

El término egosurfing está compuesto por las palabras “ego” (yo) y “surf” (navegar por Internet). Definido como la práctica de buscar nuestro nombre y apellido en la web para verificar la información que nos referencia. ¿Alguien aún no se “googleó”?

La mitología griega cuenta la historia de Narciso, un joven bello que rechazaba a todas cuantas de él se enamoraban. Después de haber desairado a la ninfa Eco, Némesis –la diosa de la venganza– hizo que Narciso se enamorara de su propia imagen reflejada en la web. ¡Ah, no! En el agua… Embelesado en su imagen, terminó arrojándose a la fuente. Y en ese mismo lugar en el que cayó su cuerpo crecieron sus cuentas de Facebook y Twitter. ¡Ah, no! Una hermosa flor que lleva su nombre…

La posmodernidad parece haberles dado la bienvenida al individualismo y al narcisismo. A esas relaciones de bolsillo que Bauman cita en Amor líquido. Vínculos listos para usar, y sólo si se necesitan. Sin embargo, por más fugaces y funcionales que parezcan nuestros clicks, amigos y seguidores sólo buscamos ser apreciados. Por eso nos conformamos –en un mundo virtual– con Menciones y Me gusta a modo de “Abrazos 2.O”.

Y finalmente aquí estamos, enredamos unos con otros. Animándonos, en algunas oportunidades, a saltar al mundo real. A encontrarnos para mirarnos a los ojos y sentirnos de verdad. Las relaciones sólo pueden ser efectivas cuando procuramos que sean afectivas. Ese otro no es sólo quien satisface el deseo de combatir mi soledad o fortalecer mi estima. Es quien construye conmigo, no para mí.

Me agrada el enredo de las redes. Sólo presto atención para no caer en la trampa de la batalla que libran amor propio y ego. Los imagino representados en los dos lobos del cuento, peleando en mi interior. Y conozco el final: va a ganar el más fuerte, el que alimente.

La doxa siempre da respuesta con una frase de la sabiduría popular a lo que la ciencia intenta explicar. Una abuela, alertándonos con mucho amor, diría: “Tené cuidado, no vaya a ser que de tanto gustar, se te suba el pajarito a la cabeza”.

* Licenciada en Relaciones Públicas. Especialista en Comunicación. Docente UNLZ. Coordinadora académica de Instituciones Adscriptas al ISER. @corinavermi”

Leído en: LA VENTANA›MEDIOS Y COMUNICACION›Diario Página/12

Relacionados:
Pensando sociológicamente, Zygmunt Bauman (Nuestro cuerpo como mensaje para los otros)
Vida de consumo (sociedad de consumo, miembros, bienes, productos, adicción a las compras, vergüenza prometeica…)
Claves para comprender el mundo actual  (modernidad líquida, miedos globales, acción solidaria, desechos humanos…)

Frases a propósito del periodismo

junio 7, 2013

Junio 7, día del periodista (Argentina)

Leo en el periódico barrial:

Teclas01JOSE MARTI  “Estudien lo que pretendan opinar. No se opina con la fantasía, ni con el deseo, sino con la realidad conocida.”

TAMARANT  “Es el analfabeto político el soporte que sostiene en la impunidad a los criminales de guerra, y tristemente muchos profesionales de la “cultura” también aportan su granito de arena…”  

MARIANO MORENO  (Gazeta de Buenos Aires del 07 de Junio de 1810)   “¿Por qué se han de ocultar a las Provincias sus medidas relativas a solidar su unión, bajo nuevo sistema? ¿Por qué se les ha de tener ignorantes de las noticias prósperas o adversas que manifiesten el sucesivo estado de la Península?… Para el logro de tan justos deseos ha resuelto la Junta que salga a la luz un nuevo periódico semanal, con el título de la Gazeta de Buenos Aires”.  

TATO BORES  (Agosto de 1992. Cerca de alejarse de la televisión): 

”… Me encuentro con mi gran amigo el filósofo oficial del Gobierno, José Empédocles. Tato -me dice-. No es que nosotros estemos en contra del periodismo, pero el periodismo está idiotizando a la gente. De lo único que hablan es de la cotidianeidad. Usted abre un diario y ahí están: el Yomagate, Al Kassar, la contaminación, la corrupción, el cólera, los propóleos. Al final la pequeña cosa cotidiana enmascara los grandes problemas estructurales del país, tales como si estamos o no en el fin de la historia.“  

CHESTERTON   “El periodismo consiste básicamente en informar de que “Lord Jones ha muerto” a gente que no tenía la menor idea de que Lord Jones estuviese vivo”.  

ZENAIDA BACARDI DE ARGAMASILLA  “El periodismo no es un oficio: es una vocación, y se necesitan muchas condiciones para ejercerla”.   

ARNOLD BENNET “Los periodistas dicen algo que saben que no es verdad con la esperanza de que, si lo siguen diciendo, acabará siéndolo”.    

FRANK ZAPPA  “El periodismo musical consiste en gente que no sabe escribir entrevistando a gente que no sabe hablar para gente que no sabe leer”. 

OSCAR WILDE   “¿Cuál es la diferencia entre el periodismo y la literatura? Ah! El periodismo es ilegible, y la literatura no se lee. Eso es todo”.   “Es solo lo ilegible, lo que sucede”. 

ALBERT CAMUS  “Los que escriben con claridad tienen lectores; los que escriben oscuramente tienen comentaristas”. 

BERTOLT BRECHT   “Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años y son muy buenos. Pero hay los que luchan toda la vida: esos son los imprescindibles”. 

TOMAS ELOY MARTÍNEZ  “El periodismo no es un circo para exhibirse, ni un tribunal para juzgar, ni una asesoría para gobernantes ineptos o vacilantes, sino un instrumento de información, una herramienta para pensar, para crear, para ayudar al hombre en su eterno combate por una vida más digna y menos injusta”. 
 
ARISTOTELES  “Somos lo que hacemos día a día.  De modo que la excelencia no es un acto, sino un hábito.”  

Leído en: villacrespomibarrio / villacrespodigital.com

Técnicas de desinformación

junio 6, 2013

De viejos apuntes…

“…

Periodista011. la contraverdad: contar lo contrario a lo ocurrido.

2. mezclar lo verdadero y lo falso (normalmente datos indemostrables). Esto da una aspecto de verosimilitud al mensaje.

3. deformar la realidad: de un hecho que no se puede ocultar adornarlo con otras interpretaciones.

4. modificar el contexto: inventar motivos o justificaciones.

5. difuminar un asunto que no se puede tapar pero desviar la atención a un punto que no sea muy grave.

6. generalización: pasar de lo particular a lo general.

7. selección ventajosa: seleccionar informaciones, encuestas, sondeos… que queramos mostrar según nuestros intereses.

8. aparente imparcialidad: encargar a una persona de prestigio que defienda un punto de vista favorable al nuestro y contrastarlo con otra opinión menos importante para que la nuestra sea la mejor considerada…”

De: © 2000-2004, Mediatico.Com Periódicos del Mundo Todos los derechos reservados Infoprensa.net es ahora Mediatico.Com

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 756 seguidores

%d personas les gusta esto: