Día de los Cafés Porteños

Un 26 de octubre de 1894 fue inaugurada la entrada por avenida de Mayo 825 del histórico Café Tortoni que hasta ese momento tenía entrada sólo por Rivadavia. Ultimamente, la ciudad acostumbra celebrar este día denominado también Día de los Cafés de Buenos Aires y Semana de los Cafés. Además se ha ido destacando a muchos de ellos como Bares Notables, o sea reconocidos como parte del Patrimonio Cultural de la Ciudad

bares2notables bares1notables

PD: Me encanta salir a tomar café; y no es tanto por el café en sí pues puede ser un té o alguna otra bebida; el encanto está en pasar un largo rato pensando, mirando a través de las ventanas, escribiendo, leyendo… o charlando con amig@s!

Imágenes: Algunas de las fotografías son del artículo en la Wikipedia. Dentro de la blogósfera WordPress pueden visitar: Café Contado con muchas historias y fotografías más.

Anuncios

3 Comments »

  1. Me costaría decidir entre un café en el gato negro, retiro, los angelitos, ideal… Creo que aun a costa de no poder conciliar el sueño, haría una ruta de los cafés 😀 😀 😀 Me gustan especialmente los bares con ese aire antiguo 🙂

  2. 2

    Lo mismo: amo sentarme en los cafés en cada ciudad que piso, y no soy de tomar café. Es el placer que me provoca la sensación de ver cómo pasa la vida, qué hay de nuevo; un espacio para escribir, escuchar, leer o simplemente observar 🙂

  3. 3
    Mariela Mrl Says:

    Dos notas relacionados en diario LaNación:

    Una comisión evalúa las propuestas de personas o agrupaciones barriales

    En junio de 1998 se aprobó la ley 35/98, que creó la Comisión de Protección y Promoción de los Cafés, Bares, Billares y Confiterías Notables de la ciudad, integrada por cuatro representantes del Poder Ejecutivo porteño, seis de la Legislatura, uno del Consejo Asesor del Área de Protección Histórica, uno de la Comisión para la Preservación del Patrimonio Histórico Cultural de Buenos Aires y tres de organizaciones empresariales vinculadas al sector.

    La comisión tiene la responsabilidad de seleccionar a los candidatos para sumarse al listado de acuerdo con el siguiente parámetro estipulado por la ley: “Se considerará como notable aquel bar, billar o confitería relacionado con hechos o actividades culturales de significación; aquel cuya antigüedad, diseño arquitectónico o relevancia local le otorguen un valor propio”.

    Una veintena de cafés y bares fueron los primeros en recibir el reconocimiento, entre los que estaban El Gato Negro, Café Tortoni y Café de los Angelitos, a los que se fueron sumando otros, hasta llegar a la cifra actual de 92. La comisión se encarga de filtrar los candidatos propuestos por agrupaciones barriales o personas.

    En 2014 se sancionó la ley Nº 5213, que estableció el Régimen de Promoción para los Cafés y Bares Notables de la ciudad, que fija la tasa del 0% de Ingresos Brutos para los comercios de este tipo que tengan una facturación mensual de hasta $ 120.000; para los de mayor facturación están vigentes las alícuotas que prevé actualmente la ley tarifaria.

    Leído en: http://www.lanacion.com.ar/2070455-los-pasos-necesarios-para-llegar-a-integrar-la-lista-de-notables?utm_source=n_tip_nota2&utm_medium=titularP&utm_campaign=NLCiu

    Los cafés notables porteños compiten por una distinción que ayuda a captar clientes

    La elección de la mejor milanesa y la mejor hamburguesa derivó en una mayor afluencia a los locales ganadores; ahora, los bares históricos buscan promocionarse y reposicionarse

    Los golpes secos contra la carne y el pan rallado retumban y no cesan. Aunque el bodegón está cerrado al mediodía, la cocina no descansa porque hay que preparar la producción para la noche, cuando abra sus puertas. “Estamos haciendo el triple de milanesas de las que hacíamos antes. Esto explotó”, dice Christian Franco, el dueño de El Antojo, donde se sirve la mejor milanesa de Buenos Aires según el concurso gastronómico que lo coronó. Desde ese momento, las ventas en el local se triplicaron por el aumento de la clientela, que incluye turistas de otras provincias y de países limítrofes.

    Algo parecido ocurrió con Williamsburg Burguer Bar, que duplicó su facturación mensual gracias a una convocatoria de participación ciudadana similar, la primera de estas características. El voto de la gente consideró que la mejor hamburguesa porteña se preparaba en ese local de Palermo, que al día siguiente de haber sido premiado recibió un aluvión de comensales en una cola de más de 50 metros.

    La elección de la mejor hamburguesa y la de la mejor milanesa fueron acciones para promocionar e incentivar el consumo en espacios que se convirtieron en símbolos de las costumbres porteñas. Con ese mismo objetivo, el gobierno de la ciudad lanzará hoy un tercer concurso que tendrá como protagonistas a otros íconos: cafés y bares notables.

    En total, son 92 los espacios declarados por la Comisión de Protección y Promoción de los Cafés, Bares, Billares y Confiterías Notables de la ciudad desde 1998, pero en la convocatoria participarán 43; entre ellos, se mezclan los más conocidos, como el Café Tortoni, Las Violetas, Roma, Tabac o El Gato Negro, y otros con un arraigo más barrial.

    Hasta el 26 de este mes, los vecinos podrán votar en el perfil de Facebook de BA Capital Gastronómica. “Los cafés notables son parte del patrimonio cultural. Con este nuevo concurso estamos promoviendo lugares de interés tanto para los vecinos como para los turistas que nos eligen como destino. Trabajamos para convertirnos en la capital gastronómica de América latina”, sostuvo el vicejefe de gobierno porteño, Diego Santilli, antes del lanzamiento.

    El lugar que reciba más votos será considerado el mejor de la ciudad, aunque el premio será simbólico, ya que la verdadera ganancia será la promoción, antes y después del resultado. Se trata, a fin de cuentas, de una herramienta más a disposición de estos espacios de culto amenazados por las grandes cadenas comerciales. Algunos no pudieron superar las crisis, como La Perla, de Once; otros pudieron levantarse a pesar de estar entre las cuerdas, como ocurrió con el bar Británico y Los 36 Billares, que lograron reabrir sus puertas.

    Renacer

    “Hoy, el lugar está excelente, es una felicidad que la gente lo haya aceptado nuevamente”, dice Rodolfo Ibáñez, de Los 36 Billares. “Cada bar notable tiene lo suyo, alguno es más bodegón, otro más con estilo que se cae a pedazos, pero es una característica. Acá se mezclan lo moderno y lo antiguo, como las mesas de billar, que son originales”, agrega.

    El local de Avenida de Mayo 1271, que estuvo cerrado entre diciembre de 2013 y noviembre de 2014, será uno de los participantes del nuevo concurso. “Cuando nos invitaron a participar, pensamos que sólo era un concurso sobre el sabor del café, pero queremos mostrar todos los valores del lugar, como los productos que servimos o la materia prima. Quizá vengan personas que después se vuelvan clientes”, piensa Ibáñez.

    Otro reducto histórico es El Gato Negro, uno de los primeros en recibir el rótulo de café notable. Durante sus primeros 90 años de existencia funcionaba como un mercado de venta de café, tés y especias (se pueden encontrar más de 200) hasta que, hace 20 años, sumó la posibilidad de consumir los productos en el lugar. Situado en plena avenida Corrientes, entre teatros, restaurantes y otros locales de oferta variada, es otro ejemplo de la resistencia que ofrecen los notables.

    “Nuestro espacio sigue siendo muy concurrido porque tiene mucha tradición, historia y características especiales para todo el mundo. Hay gente que, cuando viaja desde el interior siempre pasa por acá”, dice Juan Rodríguez, tercera generación de la familia propietaria. “Recibimos a productores agropecuarios que en épocas de carneadas vienen con la listita a buscar las especias”, recuerda.

    El Gato Negro y Los 36 Billares serán dos de los participantes que competirán por el título de mejor café notable. Si lo logran, el premio mayor vendrá después, como ocurrió con los dos concursos anteriores. Williamsburg facturaba $ 2.000.000 al mes; después del premio, esa cifra se duplicó. La producción también se duplicó, pasando de 500 a 1000 hamburguesas vendidas los sábados, uno de los días de mayor demanda.

    “Tuvimos que tomar el doble de personal. Estamos terminando la reforma de ampliación del local y en diciembre abriremos uno nuevo en el ex Paseo de la Infanta. Ambas cosas estaban proyectadas, pero haber ganado el concurso nos dio otro impulso”, reconoce Alejo Pérez, uno de los dueños de la hamburguesería.

    De Córdoba, Rosario, Chivilcoy y hasta de Paraguay son los nuevos clientes del bodegón El Antojo, de Villa del Parque, turistas que están de paseo por la ciudad y se interesan por probar la mejor milanesa porteña. “Después de ganar, durante tres días tuvimos problemas para atender a la gente porque todos pedían milanesas. Ahora modernizamos la cocina, hicimos una inversión para agilizar la demanda”, explica Christian Franco.

    Ahora es el turno de elegir el mejor bar notable de Buenos Aires, pero aquí estará en juego mucho más que el sabor del café: el espacio como símbolo patrimonial, histórico y cultural. Y también testigo de la vida de los porteños.

    Leído en: http://www.lanacion.com.ar/2070454-los-cafes-notables-portenos-compiten-por-una-distincion-que-ayuda-a-captar-clientes


RSS Feed for this entry

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: