Virgen de Guadalupe, figura arquetípica y principio femenino

Diciembre 12

Virgenguadalupe“La Virgen es venerada como madre dispuesta a sacrificarlo todo por sus hijos. Una figura arquetípica y pura, que no solamente convive con los ritos cristianos; sino, también, con las otras culturas, incluso, de otras religiones, tanto occidentales como orientales, cultos paganos y tradiciones aborígenes; porque todas constituyen representaciones del principio femenino que da vida a la realidad.

Dentro de las advocaciones de María bajo la tradición católica, la Virgen de Guadalupe presenta ciertas características que la han llevado a ser reconocida en el mundo, incluso, por los científicos más rigurosos, como un fenómeno sobrenatural que va más allá de toda comprensión humana…

Algunos antropólogos encuentran notables similitudes entre la católica Virgen de Guadalupe y la diosa pagana Tonantzin (“Nuestra Madre” en idioma Nahuatl), adorada por los nativos del lugar en donde la tradición ubica la milagrosa aparición guadalupana: el monte Tepeyac.

Los no creyentes buscan en este dato un dato falso respecto a la Virgen. Sin embargo, no hacen más que confirmar que la figura arquetípica de Madre Universal se ha representado, tanto en el paganismo como en el cristianismo, y es una energía viva y protectora.

Muchos dicen que los cristianos impusieron en otras tierras a la Virgen para contrarrestar el antiguo rito pagano a Isis. Sólo encuentran controversias de este tipo los “estudiosos de la superficie”, pues, en el fondo, llámese como se llame, en el culto o religión que sea, la Madre será siempre modelo virginal, amoroso y protector.

Para los cristianos, la Virgen de Guadalupe ha dado sobradas muestras (sin tener por qué hacerlo) de su origen sobrenatural, no como comprendemos este nombre vulgarmente, sino a través de los planos cósmicos de los cuales nuestra limitada inteligencia no tiene siquiera idea de su existencia…”

Oración a Nuestra Señora de Guadalupe, Patrona de México y Emperatriz de las Américas:

Madre Santísima de Guadalupe.
Madre de Jesús,
condúcenos hacia tu Divino Hijo
por el camino del Evangelio,
para que nuesta vida sea
el cumplimiento generoso
de la voluntad de Dios.
Condúcenos a Jesús,
que se nos manifiesta
y se nos da en la Palabra Revelada
y en el Pan de la Eucaristía.
Dános una fe firme,
una esperanza sobrenatural,
una caridad ardiente
y una fidelidad viva
a nuestra vocación de bautizados.
Ayúdanos a ser agradecidos a Dios,
exigentes con nosotros mismos
y llenos de amor para con nuestros hermanos.
Amén.”

De: Misterios de la Virgen de Guadalupe

Anuncios

1 Comment »


RSS Feed for this entry

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: