No en mi nombre: 4.000 argentinos iniciaron el trámite para dejar la Iglesia

( Vía diarios Ambito Financiero y Página 12*). Más información: https://www.apostasia.com.ar/ )

Tras rechazo a despenalización del aborto, 4.000 argentinos iniciaron el trámite para dejar la Iglesia

«… Coalición Argentina por un Estado Laico (CAEL) … cuatro mil trámites de apostasía … fueron iniciados durante este último mes en todo el país. Apostatar significa desligarse institucionalmente de la Iglesia Católica Apostólica Romana, y según la CAEL, si bien la Iglesia no recibe financiamiento en relación a la cantidad de personas bautizadas, sí utiliza las cifras para hacer valer su poder de lobby.

«La Iglesia se ha opuesto a todas las iniciativas de reconocimiento y ampliación de derechos, como el voto femenino, el divorcio vincular, el matrimonio civil y el igualitario, la identidad de género, la fertilización asistida y la legalización del aborto. El Estado laico es el único que garantiza que la ciudadanía pueda desarrollar el plan de vida que considere más apropiado para sí», se indica en un comunicado de la Coalición que este viernes presentará las apostasías en la Conferencia Episcopal Argentina.

Analía Más, integrante de la CAEL, explicó que la Coalición se formó en el año 2009 y desde entonces trabajaron en varias presentaciones para que la Iglesia sea separada del Estado. «Se nos ocurrió como colectivo generar apostasías colectivas, ya que si bien la apostasía es un hecho individual, que fuesen colectivas las convierte en un hecho político», indicó Más que también es Secretaria de Género y Laicismo de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans.

Las apostasías colectivas se realizan desde la creación de la Coalición, pero la masividad, según explicó Más, la tuvo el pasado 8 de agosto, durante la vigilia del debate de la ley de interrupción voluntaria del embarazo. «Ese día en apenas unas horas recibimos unas 1.300 apostasías y después nos empezaron a llamar, o nos avisó gente que no pudo ir y lo hicimos el sábado pasado. En cuatro horas nos presentaron unas mil apostasías y ahora nos contactaron desde varias provincias queriendo replicar la actividad y se están sumando muchas organizaciones y colectivos», comentó.

Para realizar el trámite de apostasía se necesita llevar una fotocopia del DNI y decir la fecha aproximada de bautismo y el nombre de la iglesia.

El tema de separación de la Iglesia del Estado se instaló hace unos meses cuando en marzo pasado, la diputada de Evolución Radical, Carla Carrizo, le preguntó en el Congreso al jefe de Gabinete Marcos Peña cuánto dinero destinaba el Estado en los sueldos de los obispos.

La respuesta fue «ciento treinta millones de pesos», y en los días siguientes varias iniciativas fueron presentadas en el Congreso, tal como la de los diputados del FIT que promueven un proyecto de ley para que el Estado deje de financiar a la Iglesia, o como la del legislador radical Alejandro Echegaray, quien propuso que el Estado no le pague más los salarios a la curia…»

Leído en: http://www.ambito.com/931546-tras-rechazo-a-despenalizacion-del-aborto-4000-argentinos-iniciaron-el-tramite-para-dejar-la-iglesia

«La Coalición Argentina por un Estado Laico impulsa un movimiento contra la “histórica posición antiderechos” de la Iglesia Católica: una apostasía colectiva. Los bautizados, quienes hayan tomado la comunión e inclusive la confirmación y no se sientan representados por la cúpula de la Iglesia Católica, podrán exigir ser excluidos de los registros de la organización religiosa privilegiada por el Estado argentino. Podrán decir “no en mi nombre”.

La apostasía, el retiro de sus nombres y apellidos de los registros de la Iglesia Católica, no significa renunciar a la creencia religiosa, aunque el derecho canónico que rige al Estado Vaticano la considere un “pecado grave”, castigado con una excomunión, como la que adelantó el sacerdote de Resistencia Rafael de Blanco a quienes respaldaran la legalización del aborto. “La apostasía es un acto político. Para el derecho canónico significa la renuncia de la fe, pero para quien no está representado por la Iglesia es un acto de desafiliación tal como si a una edad temprana nos hubiesen anotado en un club o en un partido político con el que no coincidimos”, explicó Fernando Lozada, integrante de la Coalición Argentina por un Estado Laico, formada hace diez años por creyentes y no creyentes.

Lozada recordó ante PáginaI12 que el “poder clerical”, en la reciente historia de la Argentina, se opuso al “voto femenino, a las leyes de divorcio, de matrimonio igualitario, de identidad de género, de fertilización asistida, de educación sexual integral y de muerte digna” ya sancionadas. “La Iglesia, como institución, fue un gran obstáculo para la ampliación de derechos”, advirtió Lozada, quien subrayó que la iniciativa de la Coalición será “una forma pública de decirle a la Iglesia que no estamos de acuerdo con su intervención en el Estado”.

La Coalición Argentina por un Estado Laico ofrecerá… copias del modelo de carta que podrán firmar y enviar quienes decidan apostatar y completar el trámite en su parroquia, formulario en que deberán constar la fecha y la parroquia en la que se practicó el bautismo, la comunión o la confirmación.

“Más allá de mis creencias personales, fue la actitud que adoptó la Iglesia Católica argentina durante el debate por la legalización del aborto lo que me decidió a romper de manera definitiva todo vínculo formal con la Iglesia Católica Apostólica Romana”, dice la carta preparada para la apostasía colectiva. El documento además lamenta que “escudándose en la supuesta legitimidad que le otorga ser la religión mayoritaria en el país, líderes católicos han buscado obstruir primero el debate público, luego el debate parlamentario y finalmente la eventual implementación de la ley”.

… En caso de que la solicitud se haga individualmente, el formulario debe ser enviado a la diócesis correspondiente adonde se realizó el sacramento.»

Leído en: https://www.pagina12.com.ar/133658-no-en-mi-nombre

Facebook: https://www.facebook.com/ApostasiaColectiva/

Twitter: ApostasiaAr

Abajo, entre los comentarios, Modelo de Carta para Apostasar.

Autor: AcuarelaDePalabras

Lecturas entre amigos...

2 opiniones en “No en mi nombre: 4.000 argentinos iniciaron el trámite para dejar la Iglesia”

  1. “La Iglesia se ha opuesto a todas las iniciativas de reconocimiento y ampliación de derechos, como el voto femenino, el divorcio vincular, el matrimonio civil y el igualitario, la identidad de género, la fertilización asistida y la legalización del aborto»… Todas razones muy validas para desligarse de la Iglesia, que la gente haga sentir su voz y su representación.

    Le gusta a 1 persona

  2. Modelo de carta para apostasar

    Señor Arzobispo/Obispo ……………………………..

    Yo, …………………………………………………………………………………………., con D.N.I. número ………………….. ………………………, constituyendo domicilio en ……………………………………………………………………………….. de la localidad/ciudad de …………………………………………………………………………, bautizada/o en la localidad/ciudad de ……………………………………………………………… el día ……… de ………………………….. del año ……………….., me dirijo al Sr. Arzobispo en su carácter de responsable de los archivos de registros bautismales de la República Argentina, y en atención a los deberes y atribuciones que le confieren los cánones 381.1 y 393 del Código de Derecho Canónico, con el objeto de solicitarle se sirva ordenar que todo registro registro relativo a mi persona actualmente mantenido por la Iglesia Católica Apostólica Romana sea eliminado de inmediato, y que dicha institución se abstenga de establecer en el futuro cualquier nuevo registro referido a mi persona si no mediara expreso consentimiento de mi parte.

    El derecho a elegir libremente religión o creencia está garantizado en el Artículo 18 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas (A/RES/217 A (III) del 10 de diciembre de 1948) y en el Artículo 18 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos de las Naciones Unidas (A/RES/2200 A (XXI) del 16 de diciembre de 1966) que, conforme al ordenamiento jurídico argentino y de acuerdo con el Artículo 75 inc. 22 de nuestra Constitución Nacional, tienen jerarquía constitucional. Esta garantía «… protege las creencias teístas, no teístas y ateas, así como el derecho a no profesar ninguna religión o creencia» (cfr. Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, CCPR General Comment No. 22: Article 18 (Freedom of Thought, Conscience or Religion), 30 de julio de 1993, CCPR/C/21/Rev.1/Add.4, punto 2) y necesariamente implica el derecho a reemplazar por otra la religión o creencia que actualmente profese una persona o adoptar una visión atea (Ibid., punto 5).

    En ejercicio de este derecho inalienable, en plena conciencia y con entera libertad, he resuelto que no deseo pertenecer a la Iglesia Católica Apostólica Romana, ni estar vinculado a ella de manera alguna, ni autorizar a esa institución a que lleve registro alguno sobre mis creencias.

    Como el Sr. Obispo sabe, la Ley 25.326 protege los datos personales asentados en archivos, registros, bancos de datos, u otros medios técnicos de tratamiento de datos, informatizados o no, y considera datos personales sensibles, entre otros, a aquellos que revelen las convicciones religiosas, filosóficas o morales de las personas. Estos datos sensibles gozan de especial protección, a punto tal que la formación de registros que almacenen información que directa o indirectamente los revele está expresamente prohibida (Art. 7 inc. 4); una excepción especial permite a la Iglesia Católica y a otras instituciones religiosas llevar registro de sus miembros. Ahora bien, no siendo ya miembro de la citada Iglesia, condición que manifiesto y ratifico por la presente, la excepción especial mencionada deja de tener vigencia respecto de mi persona, por lo que corresponde de pleno derecho la enmienda del registro correspondiente.

    Esta enmienda no puede ser otra que la eliminación total e inmediata de toda constancia registral, en primer lugar porque habiendo dejado yo de ser miembro de la Iglesia los datos del registro pierden su finalidad y deben destruirse (Art. 4 inc. 7), en segundo lugar porque mantenerlos implicaría una falsedad, y final pero fundamentalmente por el derecho de supresión que me asiste conforme al Art. 16 inc. 1 de la citada norma legal. En consecuencia, estimaré que en el plazo legal de cinco días haga suprimir todo registro sobre mi persona que actualmente se halle bajo responsabilidad de la Iglesia católica en la República Argentina, bajo apercibimiento de iniciar las acciones de protección de datos personales a las que ha lugar por derecho.

    Estimaré asimismo que, realizada la supresión, se me notifique por escrito al domicilio arriba constituido sobre la conclusión del procedimiento. Sirva la presente de formal notificación conforme al Art. 16 inc. 2 de la Ley 25.326.

    Saludo al Sr. Arzobispo muy atentamente,

    Firma: …………………………………………………..
    Aclaración: …………………………………………….
    D.N.I.: …………………………………………………..

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: