Pasando el rato: Test para encontrar tu hobby

Te consideras una persona:
A. Activa y llena de vitalidad
B. Observadora y tranquila
C. Extrovertida y amiguera

¿Qué prefieres hacer en una tarde libre?:
A. Ir a caminar/correr al parque más cercano
B. Descansar en la casa
C. Salir a comer con amigos

Siempre has sido bueno/a para:
A. Los deportes y aquello que implique un movimiento
B. Tener consciencia sobre mis acciones y pensamientos
C. Organizar y liderar a grupos

En algún momento de tu vida llegaste a:
A. Ir a paseos nocturnos en bicicleta
B. Leer más de (o casi) 10 libros al año
C. Ser el presidente de alguna asociación

Tu vida se define por:
A. Tener un cuerpo saludable y llevar una alimentación sana
B. Mi trabajo, mi familia y el tiempo para mí
C. Mis amigos y el networking que hago diariamente

¿Cómo te ves en 5 años?:
A. Disfrutando de mi juventud y fortaleza
B. En un entorno feliz lleno de paz mental y espiritual
C. Recibiendo algún reconocimiento o mérito ante la sociedad

Qué sería lo que hasta el momento te falta por hacer:
A. Ganar alguna competencia deportiva
B. Explotar mi lado artístico y sensible
C. Realizar alguna labor altruista

Respuestas:

Si respondiste a la mayoría A:
Sabes que para estar en armonía contigo y tu bienestar integral necesitas estar activo siempre, cuestión por la cual seguramente te gustan los retos que implican un esfuerzo físico extra. Así que ya puedes comenzar a entrenar para correr tu primer maratón o carrera de 10 o 5 km. Sí, requerirás de mucha disciplina, y es claro que la tienes, pero la satisfacción de terminar una carrera tan larga y cumplir un objetivo con base a una ardua preparación previa se compensará al cruzar la línea de meta. Sin duda querrás repetirlo porque será de las mejores experiencias de tu vida, donde te demostrarás que los límites están solo en tu cabeza.

Si respondiste a la mayoría B:
Te inclinas más por una vida relajada y sin estrés porque eres muy consciente del poder de tus emociones y sentimientos. Si eres fanático de la lectura, ¿qué tal te parecería empezar un blog de crítica de libros? Es muy sencillo y te llevará a agudizar aún más tu lado analítico y sentido de organización. Puedes empezar con artículos escritos compartidos en la web, conforme vayas ganando confianza puedes abrir tus cuentas en redes sociales para trabajar tus críticas en otros formatos, como videos o fotografías, con los cuales explorarás otras habilidades creativas escondidas en tu mente.

Si respondiste a la mayoría C:
Los lazos que creas con las personas que te rodean son de vital importancia para ti. ¿Alguna vez te pasó por la cabeza crear alguna asociación civil para apoyar la causa que más te preocupe? ¡Es momento de hacerlo! Imagina poder trabajar en equipo con tus conocidos y amigos para alcanzar un bien común y así construir un mundo más justo. Si todavía no encuentras en ti la inclinación hacia alguna problemática en particular, haz una revisión de los problemas que afectan directamente tu barrio, ciudad o lugar de trabajo, e inicia por ahí. Recuerda que pequeñas acciones generan cambios extraordinarios.

Ten en mente que sea cual sea el hobby que estés por comenzar, lo fundamental es la pasión con la que lo realices para que se sume a tu estilo de vida…»

Leído en: noticampesa.com/single-post/2017/12/06/TEST-PARA-ENCONTRAR-TU-HOBBY
December 6, 2017.

Preguntas de un obrero que lee – Bertolt Brecht – Preguntas de un obrero ante un libro (?)

Desde el archivo/2016 y vía soydondenopienso*

¿Quién construyó Tebas,
la de las Siete Puertas?
En los libros figuran
sólo los nombres de reyes.
¿Acaso arrastraron ellos
bloques de piedra?
Y Babilonia, mil veces destruida,
¿quién la volvió a levantar otras tantas?
Quienes edificaron la dorada Lima,
¿en qué casas vivían?
¿Adónde fueron la noche
en que se terminó la Gran Muralla, sus albañiles?
Llena está de arcos triunfales
Roma la grande. Sus césares
¿sobre quienes triunfaron?
Bizancio tantas veces cantada,
para sus habitantes
¿sólo tenía palacios?
Hasta la legendaria
Atlántida, la noche en que el mar se la tragó,
los que se ahogaban
pedían, bramando, ayuda a sus esclavos.
El joven Alejandro conquistó la India.
¿El sólo?
César venció a los galos.
¿No llevaba siquiera a un cocinero?
Felipe II lloró al saber su flota hundida.
¿No lloró más que él?
Federico de Prusia
ganó la guerra de los Treinta Años.
¿Quién ganó también?
Un triunfo en cada página.
¿Quién preparaba los festines?
Un gran hombre cada diez años.
¿Quién pagaba los gastos?
A tantas historias,
tantas preguntas.

soydondenopienso.wordpress.com/2010/02/04/bertolt-brecht-preguntas-de-un-obrero-que-lee/

Bertolt Brecht, dramaturgo y poeta alemán, uno de los más influyentes del siglo XX, creador del teatro épico, también llamado teatro dialéctico. es.wikipedia.org/wiki/Bertolt_Brecht

¿Por qué ayudamos? — Cooperación con Alegría, el blog de Iñaki Alegría

Me lo quedo pensando Iñaki… pues, en principio, debe haber tantas respuestas como personas. Cada uno, cuando ayuda, creo, lo hace por algún motivo muy personal -muy de su conciencia… y hasta de su inconsciente.

-Se suele ayudar a unos pero no a otros. Y, claro, no se puede ayudar a todos, hay una elección en juego, entonces.

-A veces, estará en juego ese sentimiento llamado «solidaridad» (con la palabra «filantropía» no me llevo bien).

-¿Porque algún día podemos ser nosotros? -Y sí, algo de esto puede haber… sería una identificación?

-¿Para sentirnos mejor? -Muy probablemente. Pero ¿Para sentirnos mejor en qué sentido? -¿Para sentirnos más buenos/bondadosos? (y eso podría ser muy muy narcisista) -¿Para «pagar» alguna culpa/deuda interior?

-¿Por amor al prójimo? – Pero ¿porqué a unos prójimos sí… y a otros no? Y, además, el «amor» esa palabrita tan engrandecida y tan idealizada y tan mal ejercida… La verdad -mi verdad- estimado doctor Iñaki… es que conozco mucha gente que «ayuda» pero son de lo más egoístas, lo hacen para figurar, para dárselas de algo… Igualmente, si la ayuda está bien organizada y encauzada inteligentemente… sirve!!! vale!!!

De modo que, desde aquí, desde mí, le deseo que mucha gente se acerque a ayudar a su ONG… más allá de los motivos personales desde los cuales realizan ese acto de «ayudar»… usted y personas como usted se ocuparán de que la ayuda llegue a quienes más la necesitan.

Finalmente, sólo agregar que sí, que ayudamos por todas esas razones/sentimientos que están en juego en las tres respuestas… el por qué ayudamos está multi-determinado. Algunos al ayudar se auto-ayudan…

¿Me extendí mucho? y, seguramente, la compliqué por demás, verdad que sí? – risas – saludos! – desde Acuarela de Palabras /Norma Luz la bloguera de aquí.

¿Por qué ayudamos? ¿Por amor al prójimo? ¿Para sentirnos mejor? ¿Porque algún día podemos ser nosotros? La entrada ¿Por qué ayudamos? se publicó primero en … 13 palabras más

vía ¿Por qué ayudamos? – Cooperación con Alegría, el blog de Iñaki Alegría

Cuestionario de autoanálisis 3 (en un libro de Napoleón Hill)

Preguntas que nos podemos hacer, para conocernos y mejorarnos…

21. ¿Cómo puedo reordenar mi tiempo y modificar mis hábitos para ser más eficiente el próximo año?

22. ¿Me reconozco culpable de alguna conducta que mi conciencia no apruebe?

23. ¿Hasta qué punto he trabajado más y mejor de lo que mi paga me impone?

24. ¿Me he mostrado injusto con alguien? Si es así, ¿de qué manera?

25. Si hubiera sido yo el comprador de mis servicios de este año que termina, ¿estaría satisfecho?

26. ¿Estoy en el trabajo que me gusta? Si no es así, ¿por qué no?

27. El que compra mis servicios, ¿ha estado satisfecho? Si no es así, ¿por qué no?

28. ¿Cuál es mi evaluación actual en los principios fundamentales del éxito? (Evalúe justa y francamente, y haga que se la coteje alguien que tenga el valor de hacerlo con precisión) …”

Leídas en: Piense y hágase rico – Napoleón Hill
Archivo blog Acuarela de Palabras/2012

Cuestionario de autoanálisis 2 (en un libro de Napoleón Hill)

Preguntas que nos podemos hacer, para conocernos y mejorarnos…

11. Mi relación con mis compañeros de trabajo, ¿ha sido agradable o desagradable? Si fuera desagradable, ¿la culpa ha sido mía o sólo en parte?

12. ¿He disipado mi energía por falta de concentración en el esfuerzo?

13. ¿He mantenido una mentalidad abierta y tolerante en todo momento?

14. De qué manera he mejorado mi capacidad de trabajo?

15. ¿He dejado de ser moderado en alguno de mis hábitos?

16. ¿He expresado abierta o secretamente alguna forma de egotismo?

17. Mi conducta con mis colaboradores. ¿los ha inducido a respetarme?

18. Mis opiniones y decisiones, ¿se han basado en conjeturas, o en la precisión de mi análisis y de mis ideas?

19. ¿He seguido el hábito de administrar mi tiempo, mis gastos y mis ingresos de manera conservadora?

20. ¿Cuánto tiempo que podría haber aprovechado mejor he dedicado a esfuerzos improductivos? …”

(continuará)

Leídas en: Piense y hágase rico – Napoleón Hill
Archivo blog AcuarelaDePalabras/2012

A %d blogueros les gusta esto: