La conversación: algunas reglas

Desde el Archivo/2010…

“Para ser agradable en una conversación, débese, pues:

Charlas-de-cafe

1. Hablar poco y escuchar mucho: Dios nos ha dado una sola boca y dos oídos.

2. Hablar con tono moderado, gracioso y natural, sin acento defectuoso.

3. Evitar la grosería, la trivialidad, y todo cuanto pueda ofender un oído delicado.

4. Sin ser purista, velar por la corrección y la elegancia del lenguaje, respetando los fueros de nuestra hermosa lengua castellana.

5. Hablar a cada cual de lo que mejor conozca o de lo que más le agrade.

6. Hablar muy pocas veces de sí mismo, de su familia, de sus negocios propios: el yo es siempre odioso.

7. Saber guardar un secreto, y no hacer nunca preguntas indiscretas.

8. Mostrarse benévolo, sin adulación; sincero, sin rudeza; siempre amable.

9. Saber escuchar.”

Leído y copiado de: “Manual de Urbanidad”, por H.E.C., Nueva Edición Refundida, Librería de José Moly, Buenos Aires.

Tarjeta con frase: Tener una profunda conversación con alguien…

«Tener una profunda conversación con alguien que tiene una mente brillante y un alma hermosa es otra preciosa manera de hacer el amor.»

(Image may be subject to copyright).

Máximas conversacionales

Aunque las teorías son discutibles, podemos considerar algunas de sus ideas

“Según Paul Grice cualquier interacción verbal está regida por el principio de cooperación:

«Haz que tu contribución sea la requerida para la finalidad del intercambio conversacional en el que estas implicado».

Este principio básico se desglosa en cuatro máximas:

  • De cantidad: Haz que tu contribución sea tan informativa como sea necesario.
  • De cualidad: Haz que tu contribución sea verdadera.
  • De relevancia: Sé pertinente, no digas algo que no viene al caso.
  • De manera: Sé claro, evita la ambigüedad, sé breve, sé ordenado.”

Fuente: Wikipedia

Más: Teorías de la Comunicación   Reglas de la conversación 

Reglas de la conversación

De un libro-re-contra-viejo…

“Para ser agradable en una conversación, débese, pues:

Charlas-de-cafe

1. Hablar poco y escuchar mucho: Dios nos ha dado una sola boca y dos oídos.

2. Hablar con tono moderado, gracioso y natural, sin acento defectuoso.

3. Evitar la grosería, la trivialidad, y todo cuanto pueda ofender un oído delicado.

4. Sin ser purista, velar por la corrección y la elegancia del lenguaje, respetando los fueros de nuestra hermosa lengua castellana.

5. Hablar a cada cual de lo que mejor conozca o de lo que más le agrade.

6. Hablar muy pocas veces de sí mismo, de su familia, de sus negocios propios: el yo es siempre odioso.

7. Saber guardar un secreto, y no hacer nunca preguntas indiscretas.

8. Mostrarse benévolo, sin adulación; sincero, sin rudeza; siempre amable.

9. Saber escuchar.”

Leído en: “Manual de Urbanidad”, por H.E.C., Nueva Edición Refundida, Librería de José Moly, Buenos Aires.

PD: Por ahora concluyo esta sección tomada del libro que encontré en la Biblio del barrio, que me prestaron unos cuantos días, gracias a lo cual lo scaneé con la cotidiana ayuda de Jor, quien se ocupó de hacerle la “lectura óptica”… previo a verificar que no estaba disponible para bajarlo de la red. Espero les hayan sido de utilidad todos estos consejos de “urbanidad”! Saludos!

A %d blogueros les gusta esto: